jueves, noviembre 19, 2009

Sed

Se deshidrata mi piel
se seca mi cuerpo
por más que bebo
y bebo
de tu espejismo
diseminado
sobre mi desierto.

4 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

La conozco esa sed.
En espejismo y en carne y hueso.

Besos.

Antonio Alfonso Alonso dijo...

Waaaauuuuh, concupiscible alucinación la tuya...

MentesSueltas dijo...

Beber tu aliento, desear, soñar... bellisimo.

te abrazo
MentesSuetas

Condevolney dijo...

Besos Cassandra con un perdón por las disculpas y las tardanzas, la moto no se paro como me dijeron en la tienda, tampoco el coche de policía saco la mano por la ventanilla, lo demás lo cura el tiempo.

Yo que soy del revés por derecho y un día descosiendo la felicidad me encontré con la vida necesitaba de sus versos, como quien necesita saber qué tiempo hace para hacer su último viaje al cielo, aun así como el amor no se devuelve después de hecho intento cuidar que no se me rompan las horas, el tiempo es irreparable.

Cada vez que aterrizo en tus versos se me erizan los vellos que por no decir no digo por respeto, pero esa sed que tú sientes la entiendo, no hay aguas en los desiertos para hidratar tanto seco, bellísimo.

Te dejo prendidos MIS BRAZOS para lo que desee, pero le confieso, ellos prefieren abrazos y unos besos descalzos, solo necesitan desiertos para sus pasos.