miércoles, junio 30, 2010

Eros y Psique


No requiero los ojos para amarte
puedo modelar tu sombra
con la danza de mis labios
y besarte,
puedo oler los rastros de tu piel
resbalando y trepando
desde mis caderas a mis brazos,
e inventar tu rostro cada noche
desafiando la ceguera inevitable
con paisajes de silencios
y temblores.

No requiero tu nombre para amarte
para derramar mi desnudez
desde tu abismo a tu horizonte
y verter los delirios de mi carne
en estampidas de lluvias
invernales
cernidas en tu cuerpo...
y de tanto inventarte
de tanto presentirte
en cada sueño
poder otorgarle
fugaz alivio a este secreto.

4 comentarios:

BELMAR dijo...

Sólo reuquerimos
el suspiro de dos almas
observándose frente al espejo...

DANI dijo...

Soñar es gratis, no???

Besos preciosos

TORO SALVAJE dijo...

Tú puedes eso y más.
Lo sé.

Tienes poder para ello.

Disfrútalo.

Besos preciosa.

Roberto Anki dijo...

el amor es mucho más que un pecho.
saludos.