domingo, octubre 11, 2009

(Des)Equilibrio

Me sostengo
con la última virtud
que recogí del aguacero,
luego de sembrar despedidas
despiadadas
a orillas del abismo
y al borde del miedo.

Pero me basta
tu lengua surcando la herida
para hacerme exudar
los mismos y vandálicos delirios
me basta tu dedo
agrietando mi espalda
arañando los vértices de mis sentidos.
Me basta
la precisión irreverente de tu lanza
para perder
compulsivamente
el equilibrio.

8 comentarios:

Pablo dijo...

el caer está en suspenso
pero versos

TORO SALVAJE dijo...

Te veo bien.
Muy equilibrada.

Besos.

DANI dijo...

Me dijo Ofelia que Arquímedes nunca tuvo razón al creer que su desequilibrio era cordura ;)

Besos filosóficos

Pablo dijo...

extrañote
siempre

Alberto Fernando Losario Rofelos dijo...

A veces para tener equilibrio hay que perderlo.

La Mona Bermúdez dijo...

Ni el mismísimo conde drácula lo hubiera escrito mejor.

Me sorprendés.

Gracias.

Generás el impulso que lleva releerte.

Saludos Condesa!

Mariluz dijo...

ufffff... ¡genial!
desequilibrios equilibrados :-))
magnífico, amiga mía.

besos

1600 Producciones dijo...

Bello, realmente bello.